18 may. 2011

¡¡Vándalos!!

¿Recuerdan mi post sobre el argumento de autoridad de hace poco? Este va un poco por la misma línea.

La letra es lo que me interesa, el coro sobre todo

En días recientes he hablado con algunos compañeros míos sobre ciertos temas [relacionados con la carrera principalmente, pero con muchas implicaciones sociales] y en un repetido número de ocasiones les hablaba sobre casos de los que he tenido conocimiento y que desgraciadamente “el grandote se comió al chiquito” por ejemplo:

La crisis de las hipotecas en el 94-95 [no he leído la resolución de la corte sobre el tema pero de lo que sé fue más o menos así]. La gente le debía hasta la risa a los bancos de tantos intereses y desgracias económicas, se promovieron litigios, se llegaron a últimas instancias y demás… La corte resuelve utilizando el teorema de Kaldor-Hicks donde se señala que la propiedad se acomoda con quien le da más valor. En este caos en particular ¿quién puede darle más valor a las casas hipotecadas y rematadas? ¿Un particular común y corriente o un banco? La respuesta es obvia. Solo por si las dudas, les transcribo un ejemplo del teorema:

Existen dos individuos –un rico y un pobre- ambos desean un galón de leche. El pobre lo quiere desesperadamente y está dispuesto a dar su último dólar por la leche. Por otro lado, el rico no se preocupa por la leche pero piensa que sería divertido abrir el frasco de leche y tirarla a la coladera, por lo tanto está dispuesto a paga $1.50 dólares por el galón de leche. Bajo el principio de maximización del bienestar, sería más eficiente que el rico se quedara con la leche.

Bajo el mismo principio de bienestar; Si la leche ya la tuviera el pobre, lo más eficiente sería quitársela y dársela al rico.

Del libro “Law & Economics” Jeffrey L. Harrison p. 36 a 38

Al final fue lo que hicieron, y a todas luces no fue algo bueno. Tenemos el problema de que nuestro modelo económico y político se basa en los bancos, y si los bancos no cobraban, hubieran quebrado. Quiebran los bancos y tristemente quiebra el país. Posiblemente aplicando el famosísimo win:win de los negociadores gringos se hubiera conseguido 1) Que no quebraran los bancos [o al menos no todos, y no tan feo] y 2) La gente pudo quedarse con la casa [aunque hubo mucha gente bien cabrona que se aprovecho de la situación para llenarse de lana la cartera sin ser bancos].

Dicho todo este desmadre [que seguramente explique mal] vamos a lo que sigue, que es cuando hablo con esta gente y les expongo esta clase de cosas.

Se la viven citándome discursos de políticos, columnas de periodistas y de gente que aparece en el radio, cifras que publican órganos de gobierno… ¿Y qué? Al final de cuentas ellos van a decirme que ¡las cosas están de maravilla! que todo se ha hecho bien y demás, y al final te dicen que la vida no es justa y que por eso se dan esta clase de situaciones, pero cuando les digo que eso de respaldar tus argumentos en discursos de políticos o columnas de periodistas no tiene valor alguno contestan:

¡Ash! ya estás hablando como vagabundo, porro de la UNAM… Estás en una universidad bastante buena ¿Por qué te pones en ese plan de defender jodidos que no van a valorar nada de lo que hagas por ellos?

De ahí que pusiera ese video, esa canción describe perfectamente como lo juzgan a uno por sus ideas, por creer que existe algo más que los negocios. Sí, me he visto beneficiado en gran medida por las oportunidades que la vida me ha dado y que mucha gente no ha tenido, no sé si las he tenido porque “se las quite” a alguien, ojalá y no, pero de ser así lo que me toca es aprovecharlas y hacer que valgan la pena, por todos aquellos que no pudieron tener las oportunidades que muchos hemos tenido. Esta última parte sonó muy “burgués” [490], pero no niego que en cierta medida sea cierto que hay que darles las cosas a la gente que más las valore… PERO NO VALORAR ECONÓMICAMENTE.

Esta clase de cosas me hacen querer irme a vivir como un vagabundo durante unas semanas, quiero conocer ese mundo, que al final es el mismo que el nuestro… POR MUCHO QUE SE ESFUERCEN EN NEGARLO.

4 haraganes gritando:

Pancho "el autor" dijo...

Otra vez el blog me conto 0 visitas, a pesar de que lo estaba viendo yo... ¬¬ pinche blog rebeldito.

Gabriel Cruz dijo...

Y lo triste es que así se miden casi todas las cosas en nuestro mundo, lo merece quien lo puede pagar, no quien realmente lo necesita, mal plan :'(

SIRACUSA dijo...

¿Que estudias? y es verdad lo que no entendemos mejor tacharlo de rebelde o incoherente, y en nuestro país menos se piense es mejor, le desigualdad social, tema de nunca acabar, chida la rola!!!

buena vibra y por eso insisto hagamos una huelga!!! jajajaja

Pancho "el autor" dijo...

Gabriel: Y en ocasiones las necesidades se vuelven lujos, por ejemplo los servicios médicos, todos tenemos derecho a un servicio médico de buena calidad, el hecho de que no se le pueda ofrecer uno bueno a alguien que no tiene para pagarlo ¿es insinuar que su vida vale menos? La verdad doy gracias de no tener necesidad de ir al IMSS, pero no me parece justo que la gente no pueda tener ni lo necesario.

Siracusa: Estudio derecho jeje, exactamente eso es, no entienden las otras ideas y las tachan de estupideces, eso me hace enojar realmente ¬¬

Related Posts with Thumbnails